Cómo pagar la matrícula sin salir de tu casa

Ya conoces las ventajas de pagar en línea el recibo: ahorro de tiempo y comodidad son los atributos de esta forma de pago (ver “Pague la matrícula cómodamente). Deseas probar la alternativa ofrecida por la Universidad del Valle, aunque dudas un poco. ¡No temas! El procedimiento es sencillo, rápido y sin complicaciones.   

Para realizar el proceso, ingresa al área de Matrícula Financiera y loguéate con tu usuario y contraseña. Acto seguido, dá clic en el enlace  “Descargar recibo de pago pregrado y posgrado”.

Leer más

Tres canales y una búsqueda: conectándose a internet en Univalle

¿Te has preguntado por qué en la Universidad al navegar hacia Facebook la conexión es más lenta que con otras páginas? Todo depende del carril que se toma. Sin congestión en la vía el viaje será más veloz.  

Te proponemos hacer un viaje. Siéntate, abrocha el cinturón de seguridad y acelera, ¿estás listo? Eso puede decir cualquier manual. Pero NotiRed te dice que abras el navegador, escribe lo que quieras buscar, presiona Enter. ¡Comenzamos a viajar!   

Para muchos de nosotros entender el concepto de “Ancho de banda” puede ser complicado; por eso vamos a definirlo aquí como una serie de carriles que permiten el tránsito de distintos autos. Es seguro que utilizas a diario la Internet para realizar cualquier cantidad de búsquedas. ¿Sabes cómo nos conectamos?   

Paso 1 tomar asiento: estás dentro de la Universidad del Valle conectado a la red institucional. Paso 2 abrocharse: ingresas a un navegador para escribir lo que quieres encontrar. Paso 3 acelerar: presionas la tecla que hará maravillas.   

Al realizar el proceso, los datos de nuestra búsqueda pueden irse por uno de los tres canales de conexión a Internet que se encuentran en Univalle: canal Internacional, RUAV o Nap Colombia. Estos canales se asemejan a unas grandes autopistas o vías que posibilitan la circulación.

Los datos toman un camino específico dependiendo de lo que se busca. Las búsquedas relacionadas con todo tipo de páginas internacionales de tipo comercial, redes sociales, música, Skype, entre otros, se van por el canal internacional.

Por su parte, al canal de la Ruav van a parar todas las búsquedas concernientes a la red académica (institutos de investigación, universidades y páginas educativas afiliadas a una red académica), correo electrónico institucional y aplicaciones de Google.

Y finalmente las búsquedas sobre páginas ubicadas en Colombia, es decir que tengan dominio .co (com.co, gov.co, org.co…), se van por el canal de Nap Colombia.  

Ahora bien, para navegar por el canal Internacional la Universidad cuenta con 1000 Megabits por segundo, lo que equivale al ancho de banda. Mientras que para el canal de RUAV y Nap Colombia cuenta con 1000Mbps y 27 Mbps respectivamente.  

Te puede interesar: Navegando en la red: carriles prioritarios con más velocidad

A simple vista entre mayor sea el ancho de banda más rápida es la navegación. Sin embargo, es aquí donde reside la magia de este viaje. Si tus datos toman el canal internacional es claro que tendrás 1000 carriles, pero serán unos carriles muy congestionados por todo el tráfico comercial, además porque deben ir desde tu lugar de origen hasta Miami o al nodo de conexión internacional de cada Proveedor de Servicios, y de ahí retornar con los resultados de la búsqueda.

En cambio, los 1000 carriles que ofrece la RUAV y los 27 de Nap Colombia garantizan una mayor velocidad debido a que las búsquedas en redes académicas y en páginas con dominio en Colombia no presentarían tanta congestión, por lo tanto, el viaje podría ser más corto. ¿Y si nos conectamos a Internet desde nuestro hogar? Allí los datos tomarán un solo camino: el canal internacional.

¿Y quién decide qué dato va a cuál canal? Una vez el usuario realiza su búsqueda, la información pasa a un proveedor de servicios (ISP) como Une, Claro, ETB o Emcali.

¿Te has preguntado por qué  en la Universidad Facebook no carga tan rápido como otro tipo de páginas? Todo depende del carril que se toma. Sin congestión en la vía el viaje será más veloz.

 

Recordar es avanzar

La Universidad del Valle ha sido pionera en el suroccidente colombiano en conectarse a internet, otro motivo más para sentirnos orgullosos.

Es el tiempo en el que Paul McCartney y Michael Jackson lideran las listas musicales con su canción “Say Say Say”, es el año que “Karate Kid” escoge para llegar por primera vez a las pantallas de cine. Es el tiempo del América de Cali amo y señor del fútbol colombiano, es el año del asesinato del Ministro de Justicia Rodrigo Lara Bonilla…. 1984. También podría definirse como la época en la que empezamos a conectarnos a la red.   

A mediados de la década de los 80s la Universidad del Valle ya contaba con un centro de cómputo; liquidación de nómina, manejo de presupuesto y tesorería eran sus funciones generales. Existían redes locales y mecanismos de conexión, aunque en los entornos de oficina lo que se usaba eran pcs aislados.

Antes de los computadores personales la Universidad tenía un minicomputador marca Burroughs que funcionaba en Biblioteca y del cual había terminales en Presupuesto y Contabilidad en el Edificio de Administración Central.

A finales de los 80s e inicio de los 90s se popularizaron en el mundo las redes de área local que eran la interconexión de los computadores personales y un servidor de archivos.  

La red  en el campus arranca como proyecto de investigación en Ingeniería Eléctrica, escuela en la que se experimentaba con redes locales. La tesis de grado de cinco estudiantes de ingeniería eléctrica propicia “montar” dos redes: una en Vicerrectoría Administrativa y otra en la propia Escuela de Ingeniería Eléctrica.

En Eléctrica la red era básicamente para practicar con ella. La otra era necesaria para que los funcionarios de Tesorería, Presupuesto y Contabilidad usaran el software resultado de la tesis que reducía trabajo redundante que hacían en cada oficina.

La red institucional que hoy conocemos inicia como la interconexión entre edificios y la instalación de servidores en Biblioteca, Ciencias, Administración Central, Pino, Eléctrica, el OSSO y Humanidades. Además, conectó a la red local de la Vicerrectoría Administrativa con el resto de la Universidad y permitió que los usuarios de la Administración tuvieran acceso a dos redes, una local para uso compartido de archivos y software de oficina y una red universitaria en la que podían usar correo electrónico.

Con el correr de los años la Intranet (una red de área local) facilita la interacción entre usuarios de una misma Dependencia; en Administración la Intranet data de 1989. Poco a poco comienzan a ser utilizados motores de búsqueda como Yahoo y Altavista, y el manejo de las cuentas de correo electrónico sigue como el uso principal de la red.   Hasta que en 1992 la Universidad del Valle se conecta a Internet

 Lee también: Tres canales y una búsqueda: conectándose a Internet en Univalle

Después de un largo camino aparecen junto al nuevo milenio las aplicaciones institucionales. Sira, Srh, Registro Académico… Con el avance de la red se facilitan distintos procesos como el de matrícula. ¿Imaginas hoy tener que dormir en la Universidad para lograr un puesto y poder matricular temprano tus materias? Las aplicaciones son un éxito y cambian todo.   

Ahora puedes cancelar el recibo de pago sin salir de tu casa, (También te puede interesar: Pague la matrícula cómodamente) puedes negociar el bono o consultar tus calificaciones sin necesidad de soportar largas filas. La Universidad del Valle fue pionera en el suroccidente colombiano en la implementación de la red, otro motivo más para sentirnos orgullosos.   

El tiempo transforma la vida…. Michael Jackson canta desde otra dimensión, “Karate Kid” va por su cuarta entrega. América desciende y Rodrigo Lara Bonilla es el nombre de algún barrio en Colombia. Los años pasan volando pero con la certeza de que la red de Univalle sigue evolucionando.

 

Software libre: las licencias de la libertad

El software libre puede ser usado, copiado y/o distribuido, con modificaciones o no, mediante pago o de forma gratuita.

No todo el software libre se puede descargar gratuitamente. Hay software propietario que se puede descargar gratis (previo pago de la licencia). No todo el software libre es de dominio público. No todo software de dominio público se puede descargar gratis. No todo el software libre es de código abierto. Todas las versiones de prueba (shareware) pueden descargarse gratis… y así sucesivamente.

En todos los momentos de la vida nos encanta conseguir cosas gratis. Y un programa informático que no cueste dinero nunca cae mal. Sin embargo, “gratis” no significa “libre”. En el campo de la informática el concepto de software libre está asociado a aquel programa que se puede utilizar, copiar o modificar y que en muchos los casos se encuentra disponible gratuitamente.

Pero para modificar o mejorar un software es necesario obtener el código fuente del programa, es decir, un conjunto de líneas de texto con los pasos que debe seguir el computador para ejecutarlo. No obstante, un software libre ofrece la posibilidad de usar  y distribuir copias del programa para ayudar a otros usuarios. Esa es su principal característica.

La Universidad del Valle recomienda a sus funcionarios, y a la comunidad académica en general, usar software de dominio público que no tiene derechos de reserva. Sin estos, se garantizan las libertades que ofrece el software libre: uso, modificación, copia/distribución, mejora.

Muchas veces los autores de algún programa publican su software para que cualquier persona logre obtener las fuentes, pueda modificar el programa y publicarlo nuevamente con mejoras, lo que le da su característica de software libre.

De igual manera, la Universidad aconseja utilizar programas gratuitos como Open Office y Libre Office ya que sus funcionalidades son suficientes para desarrollar tareas en las oficinas.

Es importante recordar que gracias al correo electrónico institucional los funcionarios y estudiantes también cuentan con una de las herramientas disponibles en Google Apps para elaborar cualquier tipo de  documentos: Google Docs. Una alternativa gratuita al tradicional Word que permite crear documentos que se mantienen en la nube para compartirlos con quienes se requiera

Lee también: Escribir un texto a varias manos y sin reunirse a estudiar

Pero en ocasiones surgen confusiones sobre la libertad o gratuidad de los programas. Cuando a un estudiante le prestan un computador portátil en la Universidad del Valle el equipo, a la hora de la entrega, solamente tiene instalado programas como Libre Office. La descarga e instalación de más programas queda bajo la responsabilidad del usuario.

Lee también: Ser legal

¿Qué instalar? ¿Cuál libertad? Además del software libre y de dominio público existen otros con propiedades diferentes. Es posible encontrar por ahí a la hora de navegar palabras como freeware o shareware.

El freeware es un tipo de programa distribuido sin costo; tal es el caso de Audacity, un software de edición de audio que una vez descargado puede ser utilizado por tiempo ilimitado. El freeware permite la redistribución y,  a diferencia del software libre,  no permite la modificación, ya que su código fuente no está disponible.

Por su parte, el shareware busca que el usuario pruebe durante un tiempo limitado el programa (con ciertas restricciones) para que al final sea comprado y se logre habilitar todas las herramientas y funciones.

Si alguien en la Universidad necesita un software académico y de investigación, deberá estudiar las opciones de programas de dominio público. Si las alternativas no satisfacen las necesidades, se debe realizar el proceso formal para la adquisición del software comercial debidamente licenciado. La instalación de software ilegal puede traer un sinnúmero de problemas a una empresa o institución.

Lee también: ¡Porte ilegal de software!

“Libre de impuestos” o  “libre de licencia”, dos frases que nos podrán alegrar el día. ¿Qué tan libre es el software libre? Todo es cuestión de libertad: el código fuente debe estar disponible. “Si no es fuente, no es software”. Oh, bendita libertad.

 

Ser legal

Derechos de autor, software ilegal, piratería… un estudiante tomará una decisión.

ser_legal@2x

La luz que desprende la pantalla ilumina todo el cuarto y el silencio de la habitación es interrumpido por el golpe de las teclas.

-Falta mezclar dos canciones y terminamos la pista -escribe Jorge en su chat.
-Listo yo las mezclo pero mañana. Llevá el pc, ya me voy a dormir -responde David.

Leer más

¡Porte ilegal de software!

Si no quieres trabajar toda tu vida para una multa pagar, software legal debes comprar.

porte_ilegal@2x

A nadie le agrada que su nombre aparezca junto a palabras como pirata, ilegal, plagio, robo. Por tal razón, la Universidad del Valle ha elaborado un conjunto de recomendaciones para el uso adecuado de software.
Los funcionarios de la institución saben muy bien que el software es una serie de programas y procedimientos que permiten a un computador realizar tareas específicas. No obstante, ¿conocen qué es un software ilegal?  Leer más

Dudo, luego existo

Personas inescrupulosas utilizan los medios virtuales para cometer delitos. Lo invitamos a conocer un caso para que usted no pase por molestas situaciones.

dudo_existo@2x

Tres horas de clase y el cansancio se hace presente. El profesor toma un respiro: Recuerdo que esta semana llegó a mi correo un mensaje inquietante, dice tomando un sorbo de café. Hacía tres años no tenía ninguna relación con esa persona y el último contacto fue un número que calificaba mi desempeño. ¿Para qué enviaba eso? ¡Documento de qué!, continúa relatando.

Leer más

¡Mira! ¡Cierra eso por favor!

Cierra siempre la sesión. Así evitas que alguien pueda acceder a tus datos personales.

mira_cierra_eso

Te invitan a “cerrar la sesión”. Imaginas el final de una junta, de una función, de un acto: con un cálido discurso piensas concluir. Es correcto creer ese significado de sesión, pero lo que NotiRed te propone es echar un vistazo a un elemento para tu seguridad en la navegación web.

Leer más